Antes de meter a tu bebé en una guardería lee esto

Foto de pixabay.com

Los bebés necesitan tener un sistema inmunológico fortalecido lo más posible, antes de salir de casa y ello se logra con una buena alimentación, con los controles pediátricos adecuados, las vacunas puestas en su tiempo oportuno y hábitos saludables en el hogar, de limpieza, higiene y estilo de vida.

Hay madres que por razones de fuerza mayor no les queda otra que meter a sus hijos recién nacidos en guarderías, viéndose sus cuidados bastante comprometidos, ya que no será la madre la que se ocupe al ciento por ciento de su hijo, sino alguien  más.

Las guarderías son el sitio predilecto para que los niños pequeñitos aprendan a socializar y a estimular su motricidad y aprendizaje, pero existen factores externos que pueden ser un problema importante si no tomamos medidas adecuadas en un ambiente donde hay muchos niños y, posiblemente, muchas infecciones.

Te invitamos a conocer las cosas que debes considerar, si debes dejar a tu hijo en una guardería mientras cumples con tus obligaciones laborales.

 
50% completado
¿Dónde Quieres Recibir la Guía?
Tu email jamás será compartido con nadie

La edad es importante

Muchas madres se ven en la necesidad de dejar a su hijo al cuidado de una guardería por asuntos de trabajo, principalmente. En estos casos, las mamás por las razones antes indicadas, se ven en la obligación de dejarlo a los pocos días de vida, siendo un momento sumamente importante, ya que el bebé requiere de cuidados especializados, los cuales solo una madre es capaz de proveer.

Para Padresehijos.com.mx, “si decides ingresar a tu bebé, los expertos recomiendan hacerlo después de los seis meses. Sin embargo, si existe la necesidad de que esto ocurra antes de ese tiempo, la buena noticia es que al estar tu nene en contacto con más niños a temprana edad aprenderá a combatir ciertos padecimientos con éxito.”

Aunque las defensas en el bebé puedan obtener mediante el contacto con otros niños de su edad, la verdad es que hay médicos que tienen otros puntos de vista, y recomiendan a los padres que sus hijos ingresen a una guardería después de haber cumplido año y medio de vida, ya que estará mucho más fuerte para afrontar virus típicos para su edad.

Lactancia

Si no queda de otra que llevar a tu hijo a una guardería en sus primeros meses de vida, lo ideal es que planifiques reservar tus bolsas de leche materna para dejárselas en la guardería o tomar varios horas para amamantar a tu hijo. Algunos países latinoamericanos han evolucionado en su legislación, al reconocer lo fundamental que es el consumo de leche materna en bebés y niños, siendo posibles los permisos para tales fines durante todo el tiempo de lactancia de los pequeños.

 

Fuentes: Padresehijos.com.mx





Deja tu comentario



Close