5 formas de reforzar la autoestima y la seguridad en las niñas

Imagen: Unsplash.com

La entrada a la adolescencia trae consigo una carga emocional totalmente nueva para las niñas que inician esta etapa llena de cambios, tanto físicos como sentimentales. En este momento es natural que surjan las idealizaciones sobre la imagen que desean ser para los demás.

Un estudio reveló que al menos el 90% de las adolescentes entre 15 y 18 años, quiere cambiar algún aspecto de su apariencia. El mayor de todos los conflictos que vienen a la mente de una adolescente tiene que ver con el peso corporal, el cual siempre genera conflictos internos sobre su identidad.

A propósito de ello, muchas de estas adolescentes desean hacerse algún tipo de cirugía plástica, para mejorar su figura y algunos rasgos de su rostro con los cuales no están muy conformes.

Aunque se pueda ver como una situación común, lo cierto es que la existencia de estas disconformidades en niñas de esas edades, se trata de un problema de seguridad que suele arrastrar consigo muchos factores negativos para la salud mental y física de éstas.

Ante un bombardeo publicitario sobre el cuerpo ideal, es importante que desde casa se refuerce la autoestima de las niñas desde muy pequeñas. Algunas formas de lograrlo son:

 
50% completado
¿Dónde Quieres Recibir la Guía?
Tu email jamás será compartido con nadie

1-Por tu actitud: nuestros hijos perciben como propias las conductas que tienen los padres sobre ciertos aspectos en la vida. En el caso de las niñas, la estimación que se tengan será por un reforzamiento mediante el ejemplo que se les dé. Tal como que las niñas aprenden a sentirse hermosas, si su madre es una mujer es una persona que se cuida y muy segura de sí misma.

2-Por tu forma de hacerla sentir: reforzar continuamente la imagen que tiene su hija sobre sí misma le permitirá no desmayar ante ningún episodio en el que pueda ser víctima de burlas. Recordemos que muchos niños son muy crueles y por eso es necesario reforzar su confianza.

3-Por la importancia que le des al cuerpo: si bien es cierto que debemos ser garantes de un estado de salud óptimo para nuestros hijos, debe evitarse incurrir en promover conductas compulsivas respecto al cuidado del cuerpo, que a la larga serán mal canalizadas por las niñas en su desarrollo y durante la etapa adolescente.

4-Por tus palabras: cada cosa que digas podrá hacerla sentir conforme consigo misma. Además de fomentar la belleza física, es necesario promover el crecimiento interior.

5-Por tu amor: una niña que recibe amor, no tiene por qué flaquear en su adolescencia, pues, en esta etapa las niñas buscan lo que no reciben de sus padres.

Fomentar buenos hábitos emocionales en nuestras hijas es fundamental para que seas personas felices y conformes sobre su aspecto.

Fuente: Pili Cuadrado





Deja tu comentario



Real Time Web Analytics
Close