El Fútbol y la testosterona

Foto de pixabay.com

Practicar futbol soccer aumenta considerablemente los niveles de testosterona. El fútbol, a lo largo de los años, se ha convertido en uno de los deportes más importantes del mundo. El número de fanáticos aumenta constantemente y muchas personas lo practican,  sea a modo de entretenimiento o a nivel profesional. Sus efectos en la salud y en el desarrollo físico son innegables, pero poco se dice sobre sus efectos hormonales.

La práctica y el disfrute de este deporte, apasiona a muchas personas alrededor del mundo, cada juego incentiva y tiene un impacto considerable en la cultura, sociedad, y más específicamente en aspectos importantes de cada individuo.

Es por esta razón, que en el sitio web sobrecuriosidades.com describe de que manera, como resultado de estudios científicos, se ha llegado a la conclusión de, que este deporte tiene una alta influencia en el aumento de los niveles hormonales de la persona que lo practique, llegando hasta a un 30% más de lo normal.

En investigaciones antiguas, se creía que este tipo de efectos se producían solo en aquellos practicantes de fútbol que pertenecían a un país desarrollado, lo cual no resulta una idea descabellada, tomando en cuenta todo el mercadeo, los mitos y demás estrategias publicitarias que se le atañen a un deporte tan mundialmente conocido y con tantos seguidores.  Pero, esto se vio opacado por las recientes publicaciones en la revista Proceeding Society B, en donde afirman que podría tratarse de una reacción universal, ya que en países no desarrollados se han presentado los mismos efectos.

Por ejemplo, se realizaron estudios en habitantes del pueblo indígena Chimané en Bolivia, los cuales presentan niveles de testosterona menores a los normales, debido a un sistema inmune débil, que padecen de diversas enfermedades e infecciones gastrointestinales y respiratorias. Lo resultados fueron concluyentes, ya que los fueron medidos antes y después de disputar un partido de futbol, logrando un aumento del 30% por encima de lo antes calculado.

De esta manera se demostró, que este fenómeno no viene influenciado por el nivel de desarrollo de un país y del impacto que tiene que ver en sus habitantes, mas específicamente en aquellos que practican fútbol, sino que es una consecuencia directa del efecto que tiene este deporte en sus practicantes, sin importar el país al que pertenezcas y su situación socioeconómica.

Es por esta razón, que los resultados confirman que este deporte, no solo tiene un efecto positivo en la salud física de los jugadores profesionales o no, sino en sus niveles hormonales y en el efecto que esto puede hacer en su cuerpo y mente.

Fuente:  sobrecuriosidades.com





Deja tu comentario



Close